Ingrese su palabra clave para iniciar la búsqueda

post

Finanzas personales y el Covid-19 Pedro Aguilar. Economista

Finanzas personales y el Covid-19 Pedro Aguilar. Economista

Pedro Aguilar. Economista

El país está preocupado por la pandemia y la situación económica. En este artículo, voy a referirme a algunas recomendaciones que podrían ser útiles en medio de la incertidumbre económica y la crisis a la que nos enfrentamos.

El Covid-19 ha traído el cierre de fronteras y de gran cantidad de empresas. Ha reducido la actividad económica e incrementado los despedidos, en un episodio que pareciera apenas comienza.  Los profesionales independientes y aquellos que tienen sus empresas, están doblemente preocupados, pues de su negocio depende su familia y la de sus trabajadores. En medio de la crisis, tener en cuenta algunos tipos podrían facilitar la toma de decisiones. A continuación, algunas de estas:

  1. Afinar presupuesto: contar con un estimado de los ingresos y gastos mensuales es fundamental para cualquier persona o familia, pero lo es más en épocas de crisis.

Por el lado de los gastos, es importante separar entre aquellos relacionados a pagos de deudas, gastos necesarios como alimentación, alquiler y servicios públicos, y los otros gastos.

En esos otros gastos, habrá algunos que se reducen, como aquellos relacionados a transporte o entretenimiento.

Por el lado de los ingresos, las personas que tienen ingresos fijos, la tienen más fácil de estimar, pero aquellos con ingresos variables, es recomendable que ajusten estos presupuestos semanalmente, en la medida que puedan ir cerrando tratos o negocios con sus clientes.

Con un presupuesto ajustado, será posible darse cuenta del saldo neto con el que se cuenta y de ahí, analizar en que partidas es posible reducir más el gasto, o bien, en cuanto deberían cubrirse los ingresos.

  1. Revisar las deudas: una de las partidas más importantes del gasto, es la relacionada al pago de las deudas. Ahí destacan las cuotas de préstamos hipotecarios, de vehículos y sobretodo de tarjetas de crédito. La mayoría de entidades financieras están realizando arreglos de pago y acuerdos con sus clientes para que su record crediticio no se vea afectado por el Covid-19.

A la vez, para los que tienen negocios, también se están abriendo posibilidades de financiamiento en condiciones que es permitan darle estabilidad al negocio en el corto plazo.

Por lo tanto, es fundamental que cada persona busque asesoría en la entidad financiera que es cliente para entender el paso a paso a seguir y mejorar sus condiciones. O bien, encontrar una entidad que sí esté dispuesta a ayudarle.

El alivio, al menos por unos meses con el pago de deudas, puede dar un alivio financiero, que llevará a ajustar de nuevo el presupuesto y tener aún un mejor resultado.

  1. Compre lo necesario: en situaciones como la actual, el caos social y las compras impulsivas suelen aparecer, aunque sean innecesarias. La crisis en la que estamos no es de abastecimiento, de forma que el país cuenta con los bienes y servicios suficientes. Por ello, planifique sus compras y realícelas de acuerdo a lo necesario y planeado. Esta es una de las formas de mantener ajustado el presupuesto y con ello las finanzas de estas semanas de forma sana.
  2. Aproveche el tiempo: el Covid-19 ha puesto a prueba la capacidad de la sociedad para organizarse y reinventarse virtualmente. En algunos casos, es posible continuar con proyectos, charlas, capacitaciones o bien compromisos de forma virtual, tanto para trabajadores del sector público, de la empresa privada, incluyendo los independientes, de forma que adoptar una o dos de las principales plataformas de comunicación para este tipo de reuniones, puede facilitar el continuar con las actividades rentables.
  3. Reinventar lo propio: similar a la anterior, en el caso de quienes tienen emprendimientos o pequeños y medianos negocios, puede haber oportunidades al utilizar promociones de compra, así como plataformas electrónicas para la venta y envío de los productos, de forma que se evite el contacto físico e igual se pueda continuar brindando el bien o servicio. También en esta época, muchas personas gustan comprar de esta forma, pues es una forma de cuidarse y la vez ayudar.
  4. No se endeude sin investigar: es posible que, aprovechando las facilidades o mejores condiciones de muchas entidades, aparezcan otras dando más crédito, pero no necesariamente en buenas condiciones, sino mas bien complicando aún más las finanzas de las personas. Aquí pueden encontrarse prestamistas personales o entidades no reguladas que tienden a dar préstamos de emergencia a tasas y comisiones bastante altas. Es momento de planificar y no de tomar decisiones que posteriormente pueden salir muy caras.

El covid-19 tiene consecuencias importantes para todos. Tomar las mejores decisiones financieras hoy, no solo facilitará sobrellevar la crisis, sino también evitará contratiempos cuando esta pase.